Hola, bienvenido a mi foro. Aquí encontrarás información sobre mis libros, eventos, consejos, experiencias,

avances y muchas cosas más relacionadas con mi profesión de escritor.

Soy Juan Carlos y espero que te guste lo que vas a encontrar.

lunes, 16 de septiembre de 2013

EL USO CORRECTO DE LA COMA, SEGUNDA PARTE




EL USO CORRECTO DE LA COMA
Seguimos repasando las diferentes reglas para hacer un uso correcto de la coma. Recuerda que la primera parte la tienes en la anterior entrada. Sigamos adelante entonces.

Más reglas para colocar la coma.

1-Cuando se invierte el orden regular de las proposiciones adelantando lo que había que ir después.

—El coche explotó cuando el fuego llegó al depósito de combustible.

—Cuando el fuego llegó al depósito de combustible, el coche explotó.

2-En las oraciones que son consecutivas:

—Tenía tanto trabajo acumulado, que me tuve que quedar a trabajar hasta tarde.

—No puedo más, lo haré mañana.

3-Para intercalar vocativos.

—Toma el pantalón negro.

—Toma el pantalón, negro.

            Como se puede comprobar, no es lo mismo la primera frase que la segunda y de esta forma nos damos cuenta de la importancia que tiene la coma y su perfecta colocación.

4-La palabra etcétera y su abreviatura (etc.) deben separarse con comas.

5-No debe colocarse una coma entre el “pero” y una oración interrogativa y tampoco antes de un paréntesis, aunque puede ponerse después.

6-No se pone coma entre el sujeto y el predicado.

7-Se coloca coma para separar las proposiciones o sintagmas unidos por conjunciones distributivas:

—Aunque juegues bien, aunque juegues mal, te van a criticar igual.

—Me da igual el color que uses, sea rojo, sea verde, tu pinta y termina el trabajo.

8-Cuando se repite una misma palabra siempre que la segunda conlleve una explicación:

—Debería haberte dado de puñetazos, puñetazos que sin duda te mereces.


9-No se pone coma en elementos unidos por la “o”:

—A ver, nos compramos para cenar una pizza o una hamburguesa.

            Pero se pone la coma para separar los elementos unidos por la “o” en una oración interrogativa compuesta:

—¿Al final vas a ir a por la cena, o nos vamos a acostar muertos de hambre?

            Nótese que puede darse el caso de que la “o” vaya precedida por la coma, pero será porque no une elementos o porque sea interrogativa aunque no esté encerrada entre interrogantes:

—Vamos, venga, ve a por la cena o lo que quieras, o no hagas nada.

10-La coma debe ponerse delante de las preposiciones que son introducidas por “pero”, “mas”, “excepto” y “salvo”:

—Iremos todos, pero tú no, que te quedarás en casa, mas guardando el botín. Cogeremos los rifles, excepto uno que te dejaremos, salvo que decidas lo contrario.

11-Es recomendable poner la coma para separar otros complementos antepuestos al verbo, sobre todo si son de una buena extensión:

—Dado que su misión es ayudar a mantener las fronteras a salvo y bien guarnecidas, debemos darles todo nuestro apoyo.

12-En enunciados que no son una oración y sin verbo hay que poner la coma que permite identificar al sujeto y al predicado semántico.

—El caballo está en el corral.

—El caballo, en el corral.

            En la segunda frase hemos omitido el verbo y nos vemos obligados a poner la coma. No obstante, el uso de esta regla está sujeto a la voluntad del autor, pues puede dar a confusiones el quitar verbos para colocar comas y producir un efecto contrario al que el escritor pretende llegar.

13-Las locuciones adverbiales o conjuntivas y los adverbios suelen ir entre comas, aunque no siempre y es conveniente fijarse mucho a la hora de escribir; son: esto es, es decir, en fin, por último, por consiguiente, en ese caso, aun así, en síntesis, en una palabra, así, además, en cambio, sin embargo, no obstante, efectivamente, o sea, a saber, en realidad, con todo, por ejemplo, etc.

—Saldremos todos al amanecer y, por último, los centinelas se apostarán alrededor de la empalizada.

—No estoy muy convencido del plan, aun así, no tenemos otro.


14-Se coloca coma para separar oraciones con distinto sujeto o los miembros de una cláusula independientes entre sí, con o sin conjunción:

—Varios chicos comieron de pie, otros lo hicieron sentados.

15-Se ubica la coma delante de “como” cuando esta palabra se utiliza como ejemplo, no como igualdad:

—Me gustan los juegos de mesa como el Risk, Colonos de Catan y Clycades.

—Me gustan los juegos de mesa, como el Risk, Colonos de Catan y Clycades.


            Fíjate bien en la segunda frase y comprobarás como la coma y el “como” ejercen la función de ejemplo.

16-No se pone coma antes o después de la conjunción “que”, pero existe una excepción, que es cuando se coloca, antes o después, un inciso:

—El capitán sabía antes de verlo, tal era su experiencia, que, a pesar de los refuerzos, la batalla estaba perdida.

Consejos finales.

            Hay que tener en cuenta que la colocación de una coma, tal y como hemos comprobado en abundantes ejemplos, puede cambiar radicalmente el significado de una frase. Desde formas bastantes explicitas hasta las más sutiles. Por tanto, es conveniente conocer muy bien las reglas que rigen la colocación de las comas. Es recomendable repasar los textos y leerlos incluso varias veces para dejar constancia de que las comas están colocadas en su orden correcto.
            Tras asimilar las reglas para la colocación de la coma podremos estar seguro de que las ubicaremos correctamente, y cuando escribamos nos daremos cuenta de que la colocamos de forma casi instintiva. Otra forma de lograr aprender el uso de la coma es leer mucho, libros muy bien editados y publicados. Las buenas ediciones de los grandes autores siempre traen consigo unas correcciones gramaticales casi perfectas. Leer buenos textos y grandes libros nos hará ser más conscientes de la enorme importancia de la coma.
            No te desanimes si al principio colocas mal las comas, es un error muy común entre los escritores que comienzan, pero también debes ser consciente que es un error que debes solucionar lo más rápidamente posible. Tu obra debe llegar al editor y al lector de la forma más perfecta. La buena colocación de las comas te hará ganar créditos a la hora de publicar. Espero que mis humildes consejos te hayan ayudado en algo.


 Pincha AQUÍ para ir a la primera parte. Otras entradas que te pueden servir como ayuda y complemento para esta son UNOSCONSEJOS PARA ESCRIBIR DIÁLOGOS, y UNAAYUDA PARA QUE TUS NOVELAS Y OBRAS ESTÉN MEJOR ESCRITAS, primera y segunda parte (pincha AQUÍ para ir a la segunda parte).

Prueba también con estas entradas:
 EL USO CORRECTO DEL PUNTO Y LOS DOSPUNTOS.

 


11 comentarios:

  1. Otra vez muy bueno tu aporte. Creo que sí, que a veces nos equivocamos con las comas y es bueno leer tus indicaciones para tenerlo presente.

    http://jotageldresescritor.blogspot.com/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Jota, por tus comentarios y me alegro que estas entradas te hayan servido para algo. Un saludo.

      Eliminar
  2. Juan Carlos, como siempre, tu blog es una joya para todos los amantes de la literatura. Un abrazo y muchas gracias por tus valiosos aportes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jope, José Luis, las gracias a ti por tus palabras, así da gusto escribir. A darle caña y a ver si saco tiempo para ir poniendo más entradas, un enorme saludo.

      Eliminar
  3. ¡Hola! Gracias por tu ayuda con estas publicaciones. Estoy intentando ser escritora y tengo algunos problemas con la coma. Voy a leer todos tus artículos. Ahora, sin embargo, tengo duda respecto a este ejemplo que pusiste arriba:

    —Me da igual el color que uses, sea rojo, sea verde, tu pinta y termina el trabajo.

    ¿Debería ser "tú, pinta", es decir, tú con tilde y una coma entre tú y pinta?

    Gracias de nuevo (espero haber usado bien las comas, Jejeje).





    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Liz Kholler. Lo primero, decirte que muchas gracias por leer mi blog y dejar tus comentarios. Espero que te puedan servir mis entradas. Ánimo, y que no decaiga tu carrera como escritora.
      Bueno, sí, ese “tú” lleva acento, mea culpa, ja, ja, ja, no soy infalible ni pretendo serlo, pero la coma entre el “tú” y el “pinta” es según la intención que quieras darle a la frase. Si es con coma, ralentizas un poco la velocidad de la frase con lo que cual no es tan imperativa como si la dejas sin coma, que es más autoritaria. Como lees, la coma es una herramienta tan necesaria como sutil a la hora de escribir. Un saludo.

      Eliminar
    2. Muchas gracias por todos tus consejos.

      Eliminar
    3. Gracias a ti, Sabrina, por leer mis entradas. Un saludo.

      Eliminar
  4. Hola, te escribo, desde Colombia, para felicitarte por tan buen trabajo. Te comento, no soy escritor, soy abogado, y a veces me encuentro con normas que por su redacción y en especial por el uso de las comas me generan confusión.

    ResponderEliminar
  5. Me parece que la coma, que puse después de la palabra ''escribo'', está demás.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Oscar, gracias por tus palabras y por leer mi blog. Estas entradas las escribo tanto para las personas que son escritores como las que tienen otra profesión. Escribir de forma correcta siempre está bien, ¿no crees? Respecto a las comas que colocas entre la palabra “escribo” son correctas, pues haces una pausa en la frase (de presentación) para explicar de dónde eres. Lo bueno es que aunque no hubieras colocado las comas también estaría correcto, aunque en este caso, en mi opinión, esas comas le dan un inciso claro que es de agradecer. Aquí estoy para otras consultas o para charlar. Un abrazo.

      Eliminar